Esta semana se estrena Green Book, la favorita a Mejor Película al Óscar

El 1 de febrero llega a las carteleras españolas una de las cintas más esperadas de la temporada. No te pierdas el estreno de Green Book, protagonizada por Viggo Mortensen y Mahershala Ali.

Green Book: Basada en una amistad real

En los años 60, la situación racial en Estados Unidos pasaba por un momento delicado, especialmente en un Sur Profundo en el que la comunidad negra no era del todo aceptada por una población poco “abierta de miras”. Una situación que llevó al escritor Victor Hugo Green a redactar una especie de guía llamada The Negro Motorist Green Book, un compendio de todos aquellos moteles y alojamiento de Deep South en el que las personas de color podían hospedarse sin problema, especialmente en un escenario en el que muchos de ellos eran rechazados por el color de su piel.

Un ambiente hostil que sirve de perfecto escenario para Green Book, cinta dirigida por Peter Farrelly, sí, uno de los mismos hermanos Farrelly que en su momento nos trajo comedias tan icónicas de los 90 como 2 tontos muy tontos o Algo pasa con Mary. Una comedia que, a diferencia de estas últimas, opta por un tono más medido y apoyándose en un episodio histórico tan delicado como el racismo de los años 60 en Estados Unidos. Con perfecto buen hacer, Farrelly nos obsequia con una comedia dramática que narra la historia de Frank “Tony Lip” Vallelonga (Viggo Mortensen), un italoamericano del Bronx que recibe el encargo de ser chófer de Don Shirley (Mahershala Ali), un afamado pianista de color de la escena de Nueva York decidido a emprender una gira por los estados del sur.

A pesar de una incompatibilidad inicial que se manifiesta en las rudas formas de Frank y el refinamiento excesivo de Don Shirley, ambos personajes, tan diferentes como unidos por una misma causa, aprenderán a convivir y cultivar la lealtad en un panorama donde las familias ricas para las que toca el pianista contrastan con los suburbios donde los afroamericanos no son aceptados, poniendo a prueba los límites de cada uno de los personajes. Basándose en el mencionado Green Book, chófer y pianista iniciarán una amistad que les complementa, tal y como cabe observar en ese momento en el que el personaje al que interpreta Ali ayuda al de Mortensen a escribir una carta para su esposa.

A partir de estas cartas escritas por Vallelonga a su esposa y recogidas por su hijo, Nick, la gestación de Green Book comenzó hace un par de años, con Mortensen como principal candidato a engordar varios kilos para interpretar a Frank, seguida de la elección un Mahersala, por aquel entonces recién ganador del Óscar a Mejor Actor Secundario por su papel en la premiada Moonlight. Ambos actores comenzaron el rodaje en Nueva Orleans en enero de 2018 hasta verano, confirmando Green Book como una de las películas candidatas a llevarse más premios durante la temporada de los Óscar.

Relacionado:   Crítica de “La Noche de Halloween” (o cómo resurgir una saga mítica)

Tras una exitosa premiere en el Festival de Cine de Toronto el pasado mes de septiembre, certamen donde recibió el premio People’s Choice, Green Book llegó a las pantallas estadounidenses el 16 de noviembre de 2018, saldándose con una recaudación provisional de 48 millones de dólares y el aplauso por parte de la crítica, si bien muchos remarcaron los fallos históricos presentes en la cinta.

De hecho, la propia familia de Don Shirley criticó la falta de rigor histórico de la película, alegando que Frank y Shirley “nunca fueron amigos” y que el trato en pantalla de la relación entre el pianista y su familia no está bien representado. Críticas que el propio Mahershala Ali se empeñó en suavizar alegando que “había interpretado lo mejor que podía el papel que le correspondía basándose en el material con el que contaban”.

Polémicas aparte, Green Book inició una meteórica campaña a la hora de convertirse en una de las favoritas de la temporada de premios, saldándose con cinco nominaciones a los premios Óscar, incluyendo Mejor Película, Mejor Actor para Mortensen, Mejor Actor Secundario para Ali, Mejor Guion Original y Mejor Edición.

Una cinta que confirma el buen momento que viven las historias interraciales en una época en la que la era Trump incita, más que nunca, a contar relatos camuflados por el tiempo. Un nuevo ejemplo de la maestría de un Mortensen que parecía olvidado y un Ali que tras despuntar con Moonlight se ha convertido en uno de los actores más prometedores del Hollywood actual, con sendos estrenos de Green Book y la tercera temporada de True detective en HBO como mejores muestras.

El próximo 1 de febrero, día del estreno de Green Book, podremos comprobar si las críticas hacen justicia a una película que podría rascar más de un premio el próximo 24 de febrero, día en el que deberá verse las caras con otras cintas favoritas de los Óscar como Roma y La favorita, ambas con 10 nominaciones.

Estaremos expectantes.