¿Te gustan las películas para pensar? Te traemos las mejores

Películas para pensar

Con la llegada del frío, refugiarse bajo la manta y deleitarse con algunas de estas mejores películas para pensar puede antojarse el mejor de los retos.

El club de la lucha

Estrenada bajo una campaña de promoción errónea más centrada en los abdominales de Brad Pitt que en su componente filosófico, esta película estrenada en 1999 ha pasado a los anales del séptimo arte gracias, entre otros motivos, a su poderoso mensaje. Dirigida por David Fincher, Fight Club sigue los pasos del Narrador (Edward Norton), un hombre capitalista y descontento con su vida que un buen día se topa con el rebelde Tyler (Pitt), un joven con un estilo de vida totalmente diferente. Posiblemente, una de las cintas para pensar con el mejor final de los años 90.

Memento

Primera muestra del portento de un Christopher Nolan consolidado como uno de los grandes realizadores del milenio, Memento inauguraba el nuevo siglo para presentar una estructura narrativa curiosa: la de una historia que conocemos desde el final. Una premisa que gira en torno a Leonard (Guy Pearce), quien tras sufrir un trauma cerebral debe enfrentarse a un tipo de amnesia que le permite continuar con su vida de forma normal, aunque haya olvidado parte de su pasado, incluyendo la identidad del asesino que mató a su esposa. Imprescindible.

¡Olvídate de mí!

De esas películas que han necesitado de varios años para ser reconocidas, ¡Olvídate de mí! Lanza una pregunta hasta entonces nunca planteada en el cine: ¿y si pudieras borrar todos los recuerdos que quisieras como mejor forma de empezar de nuevo? Un mensaje que define la relación entre Joel (Jim Carrey) y Clementine (Kate Winslet), dos personajes tan humanos como pintorescos. Dirigida por Michael Gondry, esta película estrenada en 2004 plantea numerosas dudas que reinventan el concepto de cine romántico para siempre.

Relacionado:   Millennium regresa en la cartelera de la semana

El bosque

Al igual que sucedió con Fight Club, en 2004 la nueva película de M. Night Shyamalan llegaba a las pantallas envuelta en una campaña de promoción que nos la vendió como la enésima epopeya de monstruos y terror sin apostar por el componente filosófico que conforma gran parte de la obra. De ahí que algunos se sintieran decepcionados mientras, otros, nos dejábamos conquistar por la historia de esa aldea del siglo XIX visitada por hombres encapuchados al anochecer convertida en el mejor reflejo de una sociedad paranoica.

Réquiem por un sueño

Desde Pi hasta Cisne negro, las películas de Darren Aronofsky siempre arrojan un mensaje o enigma inquietante. Cine singular que encuentra en Réquiem Por un Sueño la mejor película sobre drogas de la historia. Tres relatos tan costumbristas como perturbadores que terminan desembocando en una espiral de exceso que confirma las tristes consecuencias de la adicción a las drogas a través de las grandes interpretaciones de Ellen Burstyn, Jared Leto y Jennifer Connelly.

American Psycho

Basada en el famoso libro de Bret Easton Ellis publicado en 1991, American Psycho supone una radiografía del hombre moderno, más concretamente de un yuppie del Manhattan de los 80 exitoso y atractivo cuyo vacío existencial encierra una serie de filias y obsesiones que definen un comportamiento asesino totalmente desmedido. Un pequeño clásico, gracias en parte a la sublime interpretación de Christian Bale.

¿Cuáles son, en tu opinión, tus mejores películas para pensar?